Sorteos

Réquiem por un chiringuito

por Carla (14 julio 2009)

Parece que este es el último año de tregua, entre comillas, para que se inicie la definitiva devastación de nuestros chiringuitos.

El chiringuito, ese icono del verano y del descanso laboral, tiene los días contados. Según la Ley de Costas de 1988 su exterminación estaba programada para 2007, así que ya llevamos dos años de prestado. El motivo: la progresiva ocupación de estos oasis del refresco, la cervecita fría y las bravas de nuestro espacio público. Y, en parte, razón hay porque sí que es cierto que, cada vez más, modificamos con nuestra humanidad un medio ambiente ya muy deteriorado.

Pero, qué queréis que os diga, ¿quién se imagina al verano sin la charleta, las tapitas y los desfiles de cuerpazos en el chiringuito de turno? ¿Dónde mandas a los niños a por un helado cuando hace tanto calor que hasta las sombrillas se derriten? Sin mencionar, claro, el importante descenso del ligoteo que la desaparición de este centro social implica.

No sé si por nuestro bien o para nuestra desgracia al chiringuito de toda la vida le queda un suspiro y a sus “chiringuiteros” muchos dolores de cabeza por venir. A nosotros, sólo la tristeza de otro amigo que se va y que seguro nos dejará mucha añoranza y el gaznate bien seco.

Quizá este sea un mal necesario de cara a una conciencia más amiga de nuestro entorno, pero ¿no será demasiado grande el hueco que deje este emblema estival en nuestra memoria?

Comparte

Sobre la autora
Carla

CarlaSoy Carla de Privalia. Escribo en este blog desde 2015 y estoy aquí para hablaros de moda real, de trucazos para sacar partido a nuestro estilo y para ayudaros a cazar tendencias al mejor precio.

Deja tu comentario